Claves para entender a nuestro Sistema Endocannabinoide

Apuntes de la conferencia de la Dra. Paola Pineda en el Segundo Ciclo Internacional de Webinars de Cannabis de Uso Medicinal organizado por la USMP y Cann Farm.



Así como el opio nos permitió descubrir el Sistema Opioide, los estudios con la planta de cannabis sativa nos ha permitido encontrar sustancias similares a los cannabinoides en nuestro organismo que son los endocannabinoides y, finalmente, nos llevó a descubrir al Sistema Endocannabinoide (SEC).


La planta de cannabis data de unos 30 a 40 millones de años atrás. Si revisamos nuestra historia evolutiva, podemos ver cómo las enzimas de degradación ya estaban descritas hace 300 millones de años atrás. El SEC nos ha acompañado desde que solo habían seres invertebrados y luego llegamos nosotros como mamíferos.


En este post, en base a apuntes de una conferencia de la Dra. Paola Pineda, compartimos los puntos clave para entender a este sistema.


Está en todo nuestro organismo

El Sistema Endocannabinoide (SEC) es un sistema de comunicación inter e intracelular, donde participan los endocannabinoides y sus receptores específicos. Estos están distribuídos en todo el cuerpo de los animales humanos y no humanos.


Tenemos distintos receptores

Los cannabinoides y fitocannabinoides modulan diversos receptores además de los CB1 y CB2, lo que explica sus diversas aplicaciones para recuperar la homeostasis del organismo.


Nuestros endocannabinoides se sintetizan a demanda

Los principales endocannabinoides son la Anandamida y el 2AG. Estos se sintetizan a demanda. Son neurotransmisores no convencionales, ya que se trata de neuromoduladores. Para su procesamiento, se requiere del ácido araquidónico que viene de la línea de ácidos grasos de cadena larga, específicamente el Omega 6. En algunos momentos, los sustratos se van a degradar y en otros se va a recaptar para nuevo uso. Para la síntesis, se requieren muchos más pasos que para la degradación. Esto nos permite entender por qué está muy poco tiempo en esa sinapsis y se eliminan muy rápidamente.


Tenemos un SEC no canónico

Actualmente, sabemos que tenemos un SEC canónico y otro no canónico. El primero está definido por los cannabinoides principales, la Anandamida y el 2AG. El SEC canónico o clásico solo es la punta del iceberg.


El SEC no canónico está constituido por otros cannabinoides, cuya particularidad es que su unión a los receptores CB1 y CB2 no es tan alta, pero van a tener unión a otros receptores que entran a este SEC no clásico. Estos endocannabinoides no clásicos están relacionados a los ácidos grasos DHA y EPA, que son ácidos de la cadena larga que viene de la línea del Omega 3.


Así como tenemos los receptores clásicos, tenemos otros receptores como GPR51, GPR110, GPR18, todos los vaniloides, todos los receptores de serotonina, receptores de melastaza y los PPAR.


Entendiendo esta complejidad del SEC, vamos a comprender por qué modulando este sistema tenemos impacto en condiciones metabólicas y en otras condiciones que no se explican solo con los receptores CB1 y CB2 o Anandamida y 2AG.


Aparte de los populares THC y CBD, la planta también nos ofrece otras sustancias como las formas varínicas, las formas ácidas, otros cannabinoides como el CBG, CBN y CBC, terpenos, flavonoides, estilbenos, lignanamidas y alcaloides.


Como señala la Dra. Pineda, actualmente estamos pasando del concepto de SEC a un Endocannabinoidoma, que tiene que ver o incluye a este Sistema Endocannabinoide, un lipidoma y el microbioma, que viene cobrando mayor relevancia para la salud.



171 visualizaciones0 comentarios