La ONU reconoce oficialmente las propiedades medicinales de la cannabis

Para comprender mejor qué implicancias tiene esta histórica decisión de la ONU a favor de la cannabis, Apemedcann y el laboratorio peruano Cann Farm están organizando una conferencia que tendrá la participación de expositores internacionales como el Dr. Sergio Sánchez (Cannamérica, Chile) y la Dra. Sandra Carrillo (Asomedccam, Colombia).


Incluida en 1961 en una lista de sustancias peligrosas sin justificación alguna, la planta cannabis sativa ha sido retirada de la Lista IV de la Convención Única sobre Estupefacientes de las Naciones Unidas (ONU) tras la votación del 2 de diciembre del 2020 en Viena. La mayoría de países de la ONU votaron en base a una recomendación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que reconoció el valor terapéutico de la cannabis.


Los 53 Estados votaron sobre una de las recomendaciones que la OMS dio en su primer informe sobre cannabis, publicado en enero del 2019. 27 países votaron a favor del retiro de la cannabis de la Lista IV de la Convención, con lo que se obtuvo mayoría simple.


En su informe del 2019, la OMS consideró que las pruebas indican que "la planta y la resina de cannabis no son especialmente susceptibles de producir efectos nocivos similares a los que causan las otras sustancias incluidas en la Lista IV de la Convención Única sobre Estupefacientes de 1961".


Además, la OMS señaló que "se ha demostrado que los preparados de cannabis alivian el dolor y otros síntomas como los de la epilepsia y la espasticidad asociada a la esclerosis múltiple".


"En consecuencia, el nivel de fiscalización del cannabis y de la resina de cannabis debería prevenir los daños causados por su consumo y, al mismo tiempo, no representar un obstáculo para su uso y para la investigación y el desarrollo de preparados de esta planta con fines médicos".


Por ello, el Comité de Expertos en Farmacodependencia de la OMS concluyó que "el cannabis y la resina de cannabis no cumplen los criterios de inclusión en la Lista IV de Convención Única sobre Estupefacientes de 1961".


Con el retiro de la cannabis de esta lista de sustancias peligrosas, se facilitará la investigación con la planta, lo cual esperamos termine beneficiando a pacientes y a mejorar la calidad de vida de las personas. De esta manera, se ha dado un cambio histórico en las políticas internacionales sobre drogas.


Sin embargo, lamentamos que Perú fue parte de la minoría al votar en contra de la recomendación de la OMS, a pesar de que nuestro país cuenta con la Ley N° 30681 que regula el uso medicinal de la cannabis (2017) y un reglamento que considera al "cannabis no psicoactivo", cáñamo o hemp, como sustancia no controlada (2019). Desde la sociedad civil, la organización peruana Cannabis Gotas de Esperanza firmó la declaración presentada por la Coalición Europea por la Justicia y Políticas de Drogas Eficaces, que pidió que se apoye a los pacientes facilitando el acceso a la cannabis y sus derivados.


Para comprender mejor qué implicancias tiene esta histórica decisión de la ONU a favor de la cannabis, Apemedcann y el laboratorio peruano Cann Farm, están organizando una conferencia que tendrá la participación de expositores internacionales como el Dr. Sergio Sánchez (Cannamérica, Chile) y la Dra. Sandra Carrillo (Asomedccam, Colombia). Para inscribirse al Zoom, deben ingresar al siguiente enlace: https://bit.ly/347lwL5




3 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo